lunes, 28 de marzo de 2011

esa casa


hay una casa

entre los cerros de pureza

que me llama

aquí tengo la foto

como dulce condena

prendida al cuaderno

Me despierto y la miro

si duermo la sigo viendo

ya se de qué color

voy a pintarla

también compondré el alero

para sentarse a matear

y ver los turistas

saludar vecinos

vender café o poemas



Hay un lugar preciso donde

existe la vivienda

de mis años postreros

todo paso que dé

conduce hasta su sombra mineral

y a un hogar de piedras que entibie

los inviernos


Arlane

No hay comentarios:

Publicar un comentario