sábado, 5 de enero de 2013

baqueano




mirará
en algún pueblo
detrás de la ventana
con tal certidumbre
que se calza las botas pampero
empuña el fiel paraguas
mientras calcula
los inconvenientes

llegar a la estación
suspender para más luego
entrar los perros

Ya terminó el poema
y todavía no se larga


No hay comentarios:

Publicar un comentario