lunes, 21 de septiembre de 2020

Kuantio




Ribetes de cristalino azur

toman mi razón y la extravían

por una lejana trayectoria.

Convertido en rizo sin volumen

voy navegando hacia sitios

de nueva beatitud.

Resido en la nívea espuma

que construye cirros

me alimento con la brisa tibia

aliento de primaveras.

Desde este espléndido sitio

crezco en simbiosis

con la belleza de natura.

.


imagen= Elsa Gillari

viernes, 28 de agosto de 2020

Un viejo bajo el árbol

 Camino por el desierto de fiebre

sé del calor que abrigan las arenas.

Humaredas fuegos fatuos

se dibujan sobre lo amarillo.

Bajo un árbol fuera de contexto

encuentro al anciano

su larga blanca barba

al viento que no cesa

Me llama...

¿nos conocemos?

Sentado junto a él

en un silencio de revelaciones

veo que barre el entorno

con dedo reumático

me muestra lo bello al alcance

del pie, cielo diáfano, tierra,

pájaros. Todo aquello que en

mi apuro no estuve percibiendo.

Luego se hunde en la modorra


Es momento de continuar

con ojos nuevos

el camino de regreso




miércoles, 19 de agosto de 2020

Al caer

 Mi cuerpo caía peso pluma 

ordenando

nubes memoria caléndulas

no fue materia

descomponía su función

autóctona

como renuncia al histórico

ciclo. Y caía de por sí

pértiga al vacío

Se hundía en la incongruencia


sábado, 15 de agosto de 2020

in fraganti

Un ruido agrio estalla desde cavernas que supongo propias. Vísceras cuando cantan dentro su materia en hervor. Un murmullo me tiene atado al instante que comenzó mañana. Desde hace un futuro minuto algo precoz, rápido, convalece. No sé darle nombre ni diagnóstico, para asociarlo con qué, y detener esta tremenda palpitación al oído, gajo abierto donde agoniza el resto de luz que me ordenaría

jueves, 13 de agosto de 2020

Plaza de pueblo

 En la plaza de la estación

va siendo demolida con método

la estatua del padre de la Patria, 

no hay a la vista monumento para

la madre de ídem.

Autores de semejante latrocinio

son jóvenes alimañas en cuyos jeans

hay pintados símbolos aberrantes

proclamas en extraño idioma

números para pedir deliverys

fuera de la ley.

Ese ciudadano que observa

en su cerebro porta un silencio

de estrellas le causa desazón el

solo pensar y su corazón es una

sorda campanada debido a la falta

de las impolutas manos del monaguillo

quien decidió sumarse a la horda salvaje

no queda nadie para tirar de la cuerda

en aquel viejo campanario.

Ese civil atolondrado que recién presenció

lo atroz de los pueblos se apura ante el

traqueteo lejano conque otra formación

anuncia su arribo por andén 2


jueves, 6 de agosto de 2020

Ambivalencia

Enfrascado en lecto escrituras algo llama, algo requiere mi atención difusamente
Un asunto cotidiano, preguntas del día a día. Me cuesta enfocar. La mente ha 
realizado el viaje, la mente se debatía en laberintos de sombra y luz. 
Respondo desde la dificultad alguna palabra de compromiso. 
Enseguida reparo en mi error, utilicé términos que no vienen al caso.
Soy presa de una sensación de ambivalencia
como si en dos mundos me encontrara.
Burbujas entre los labios
zumbido dentro de la cabeza